ÓPERA ACTUAL 222 (marzo),
ya a la venta en papel y digital.

Consulta gratis el Especial Temporada Operística Española 18/19 editado conjuntamente con Ópera XXI

Borja Quiza: en el Real, La zarzuela y el Liceu

Ópera de Tenerife 
Rossini  IL VIAGGIO A REIMS
Giuliana Gianfaldoni, Aurora Faggioli, LeonorBonilla, Alexandra Grigoras, David Astorga, Francesco Castoro, Rocco Cavalluzzi, Lorenzo Barbieri, Nicolò Donini, Pablo Gálvez, Alberto Camón, Jorge Franco, Isabel Cañada Luna, Silvia Zorita. Dirección: Yi Chen Lin.  Dirección de escena: Stefania Bonfadelli. Auditorio de Tenerife, 15 de diciembre de 2018.
 
Stefania Bonfadelli trasladó la trama de Il viaggio a Reims a un torneo de tenis // Ópera de Tenerife/Miguel BARRETO 
 
La iniciativa Opera (e)Studio de Ópera de Tenerife celebró sus primeros cinco años de vida con esta producción de Il viaggio a Reims confiada a la soprano Stefania Bonfadelli, que conocía la obra como intérprete. Como directora de escena, la artista italiana contextualiza la narración en un ambiente tenístico, en el que los protagonistas –aficionados y jugadores procedentes de diversos países– se encuentran en un tennis clinic de los años 80 del siglo pasado tras el cual partirán a Reims, donde jugará el gran campeón de Francia, considerado el rey del deporte francés, Carlos, que ocupa precisamente el numero diez en la clasificación mundial de este deporte. ¿Cómo puede en la actualidad aglutinarse mejor que con el deporte los diferentes intereses políticos, sociales y económicos? Una simple cancha ocupa el escenario y es en ella donde se desarrolla toda la trama. La dirección de los actores, además de adecuada y fresca, diseña una intencionalidad crítica con movimientos escénicos dirigidos a resaltar la comicidad.
El elenco estaba compuesto por artistas con carreras profesionales de proyección internacional que han participado en alguna de las ediciones anteriores de Opera (e)Studio. La soprano Leonor Bonilla perfiló una muy cuidada y divertida interpretación de la Condesa de Folleville, tanto vocalmente como en escena. Giuliana Gianfaldoni, en su cuerda de soprano, destacó por su sensible y poética Corinna, mientras que el bajo Alberto Camón encarnaba a un histriónico médico Don Prudencio. La mezzo Aurora Faggioli fue la marquesa Melibea, de quien está enamorado el conde de Libenskof, general ruso, apasionado y celoso, intepretado por el tenor Francesco Castoro. El resto del extenso reparto consolidó uno de los mejores trabajos de equipo vistos en la compañía tinerfeña.
En el foso, la Sinfónica de Tenerife atendió a las directrices de Yi Chen Lin, que se mostró pendiente en todo momento de la correcta concertación de los numerosos solistas minuciosamente atenta de la sonoridad orquestal. Excelente la participación del Coro de la Ópera de Tenerife –dirigido por Carmen Cruz–, cuyos integrantes cantaron y se movieron en escena con la soltura y la calidad vocal con que acostumbran.  * Estrella ORTEGA